Blogia
No Somos Ovejas ¿Vale?

EL FUTURO DE LOS BLOGS

Seguid escribiendo tranquilamente, chicos, y colgad sin miedo vuestros escritos en la red, que por ahora aquí no va a pasar absolutamente nada. Hay libertad de expresión --al menos así se dice cada día-- y por lo tanto no seréis objeto de persecuciones por dar a conocer vuestras legítimas opiniones.

A pesar de todo, procurad que vuestros ojos miren como los de un lince y vuestras orejas estén tan bien orientadas como las antenas parabólicas. Es decir, estad muy atentos a los giros que pueda dar esta decadente sociedad, dentro de las democracias. Porque si hoy se os tolera sin más, porque no suponéis un peligro para nadie, puede ser que mañana molestéis a ciertos sectores por dar a conocer algunas verdades.

Permitid que os aclare mejor lo dicho para que no parezca que usamos de un lenguaje críptico: durante más de un siglo hasta hoy, la inmensa mayoría de la gente no ha tenido acceso a la pública exteriorización de sus opiniones. Toda la opinión pública ha estado monopolizada (acaparada) por los políticos y los periodistas. Las cartas "al director" de los periódicos, la mayoría de ellas no publicadas, o cercenadas, han sido siempre una manifestación ineficaz e irrisoria. Sencillamente, jamás ha existido una prensa del pueblo.

Ahora bien, si véis cómo está el mundo, resultará que los periodistas tampoco son libres de decir la verdad. Ellos tienen por encima un director que censura a los redactores cuando han escrito algo que sea políticamente incorrecto. ¿Y qué es políticamente correcto?... Pues es lo que digan los políticos. ¿Y de quiénes dependen los políticos? ... Pues dependen de los actuales poderes económicos gigantescos (llámeseles multinacionales, corporaciones, o como se desee), poderes que dominan sobre los principales medios de comunicación, que deciden quiénes han de gobernar y cómo y cuándo se ha de iniciar una guerra (opiniones del estadounidense J.Robson en un libro suyo).

Por el momento, compañeros bloguistas, vosotros no sois un peligro porque todavía esta "prensa del pueblo" que es el bloguismo de la red no ha hecho mella ni en los políticos ni en los grandes poderes económicos. Pero si aumentáis en número y conseguís sacar los colores a quienes hasta ahora han dominado los medios de comunicación, empezarán a perseguiros. Primero os criticarán, luego hackearán vuestras páginas, y si no da resultado, recurrirán a acciones legales y, en el peor de los casos, a los matones. Al fin y al cabo, estos son los métodos de represión que se están poniendo de moda en esta decadente Europa.

Pero no os preocupéis por el futuro sombrío. Seguid escribiendo, chicos, y, como recomendábamos al principio, tened los ojos bien abiertos y las orejas aguzadas.

OBSERVADOR
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres